Soza asegura que identificó signos de tortura en abatidos
Por: Página Siete
Mayo 2014

LA POLICÍA ASEGURÓ QUE HUBO FUEGO CRUZADO; EL EXFISCAL TIENE SUS DUDAS

Durante el proceso de investigación, dice Soza, logró establecer que cuatro militares venezolanos estuvieron alojados el día del asalto en hotel Las Américas.

El exfiscal Marcelo Soza reveló al Consejo Nacional del Refugiado (Conare) de Brasil, que las fotografías tomadas por la Policía Boliviana a los cuerpos de los tres europeos abatidos el 16 de abril de 2009 en el hotel Las Américas, "muestran signos evidentes de torturas, tratos crueles e inhumanos", y puso en duda  que haya habido un enfrentamiento armado, con fuego cruzado y explosivos.


"Una serie de hechos que se descubrían cuestionaban seriamente la afirmación de la Policía, de que (el operativo) se trataría de un enfrentamiento armado, con fuego cruzado y explosivos. Primero, en las fotografías tomadas por la Policía se puede apreciar signos evidentes de violencia física que sólo es posible cuando se logra reducir físicamente a quienes se pretende detener", señala parte del documento que entregó Soza al Conare el 25 de abril de 2014, al que Página Siete tuvo acceso en Brasilia.
Precisa que en el proceso de investigación pudo establecer que el informe balístico "fue insuficiente" para sustentar la hipótesis de que en el hotel Las Américas hubo un enfrentamiento que se hubiera prolongado por aproximadamente 30 minutos, por lo que habría solicitado la ampliación del informe. "Nunca se complementó", dijo.

El 16 de abril de 2009, en el hotel Las Américas de Santa Cruz murieron tres ciudadanos: Eduardo Rózsa Flores, húngaro-boliviano; Árpád Magyarosi, húngaro-rumano, y Michael Martín Dwyer, irlandés, a quienes la Policía identificó como "mercenarios"  y que planeaban asesinar al presidente Evo Morales y al vicepresidente Álvaro García Linera. 
Sin embargo, dice Soza en el documento que el intento de  magnicidio denunciado por la Policía "quedó en el olvido porque nunca se pudo conseguir nada que lo sustente. Éstos fueron los primeros objetivos del proceso investigativo. Luis Clavijo y Raúl García Linera forzaron para que la investigación se concentrara sólo en los posibles financiadores del grupo. Los hechos más relevantes fueron olvidados".
Asimismo, el exfiscal Soza relata que consumado el operativo en el hotel Las Américas, recién le pidieron que se traslade a la ciudad de Santa Cruz para que investigue el denominado caso terrorismo I.
"(...) Me enteré que el fiscal general del Estado, Mario Uribe Melendres, también había ordenado al jefe del Instituto Forense de Chuquisaca, Tórrez Balanza, se trasladara a la ciudad de Santa Cruz para realizar las autopsias correspondientes en compañía de otro médico forense de Santa Cruz", relata Soza.
Dice que alertó al Ministerio de Gobierno de que la no participación de la Fiscalía en estos actos de la investigación penal, "daría lugar a que los acusados de terrorismo y alzamiento armado pidan la nulidad de los actos por no haberse realizado con control jurisdiccional y participación directa del fiscal".
"Estos hechos darán lugar a que se invalide toda esta prueba y se la tache de ilícita", habría advertido Soza, según el texto.
De acuerdo con el exfiscal, la investigación previa fue dirigida por Luis Nolberto Clavijo y el extinto Carlos Núñez del Prado, ambos  directores del Ministerio de Gobierno, bajo coordinación directa de Raúl García Linera.   

Dice que pidió que Evo declare

 

El presidente Evo Morales (en Venezuela) y el vicepresidente Álvaro García Linera (en La Paz) dieron detalles del operativo en el hotel Las Américas, por lo que el exfiscal Marcelo Soza dice que pidió que ambas autoridades  declaren en la Fiscalía,  pero no fue posible.
"Mi propósito era que estas declaraciones liberen definitivamente de toda responsabilidad a estas altas autoridades, y además esclarezcan cuál era su participación en el operativo en el hotel Las Américas. Desde un principio yo advertí que este operativo de la UTARC ha sido excesivo y que era innecesario matar a esta gente", indica en el escrito enviado a Conare.
Tres horas después del operativo al hotel Las América (16 de abril de 2009), "el presidente Evo Morales a su arribo a Venezuela y  en compañía de los presidentes Hugo Chávez y Raúl Castro de Cuba, informó que la policía desmontó una trama de la derecha para asesinarlo junto con el Vicepresidente".
En Venezuela, dice Soza, Evo Morales informó que él había ordenado el operativo y que le encomendó  a Álvaro García Linera y al Comandante de la Policía Boliviana el desarrollo del mismo.

Asimismo, ese día en conferencia de prensa que se realizó en Palacio de Gobierno, el vicepresidente García Linera explicó el  operativo y  acusó a los dirigentes y líderes del movimiento autonomista de Santa Cruz.

Cuatro venezolanos y el piloto de Evo estuvieron en el hotel

El exfiscal Marcelo Soza reveló al Conare de Brasil que -durante el proceso de investigación- también logró establecer que el día del asalto al hotel Las Américas  de Santa Cruz se encontraban alojados en ese lugar cuatro militares venezolanos adscritos a la casa militar del  Palacio de Gobierno y el piloto del presidente Evo Morales.
"Estos hechos se encuentran en el informe del hotel Las Américas", señala el documento que entregó el exfiscal Soza acompañado de pruebas. 
De acuerdo con el documento, Soza solicitó con insistencia tomar declaraciones a los venezolanos y al piloto de Evo Morales para averiguar qué papel jugaron en el operativo de la UTARC para desbaratar al grupo liderado por Eduardo Rózsa. 
"Sin embargo, el Ministerio de Gobierno y la propia Policía Boliviana siempre han negado esta posibilidad por lo que nunca pude esclarecer cuál fue el papel que cumplían (los señalados) esa noche en el operativo. Esto posteriormente fue denunciado por la prensa", explica.
El  jefe de la Casa Militar  del Palacio de Gobierno -según Soza- admitió que estos militares se encontraban en el mismo hotel, pero le habría manifestado que fue una simple coincidencia. 
"Le pedí la declaración de los mismos, pero me respondió que tenían inmunidad diplomática y al poco tiempo sé que dejaron el país. Tampoco se pudo recibir la información del piloto del Presidente de Estado", dijo Soza, y afirmó que este hecho sólo puede ser respondido por el entonces  ministro de Gobierno, el comandante de la Policía y los encargados del operativo: Luis Clavijo y Raúl García Linera.

 

Comentar
Imprimir
Enviar Articulo

Comentarios sobre el artículo
El contenido de los comentarios es de entera responsabilidad de los usuarios y no reflejan necesariamente la linea editorial de la revista Datos.
Madre de Magyarosi Árpád
ASESINOS de mierda! Queremos JUSTICIA!!!
hace 3 años    
Nombre
E-mail
Comentario
Copie el código de seguridad:
 »» 
SUSCRÍBASE AHORA
Ingreso Suscritos
Lo más leido en:
Bolivia
Artículos Relacionados:
Análisis