Leonardo Padura: "El Nobel de Literatura necesita una revisión"
Por: El País
Mayo 2018
Fotografia: KIKE PARA /El País

A Leonardo Padura le preocupa el reguet√≥n. Hasta el barrio de La Habana donde se cri√≥ y donde a√ļn vive llegan los ritmos y letras actuales, que no termina de aceptar. "Es una muestra muy reveladora, creo, de c√≥mo se manifiesta la sociedad cubana". No es que la tenga cogida con el reguet√≥n, no, porque para √©l el reguet√≥n actual no es una causa, sino una consecuencia de un estado social y √©tico. "Pas√≥ de ser socialmente agresivo, un poco contestatario, a ser soez; luego pas√≥ a ser pornogr√°fico y ahora, directamente, es algo escatol√≥gico", lamenta.

En esas estamos. El maestro cubano de la novela policiaca est√° en Madrid, a donde ha llegado desde Asturias y donde se quedar√° para firmar ejemplares en la Feria del Libro. Lleva desde las siete de la ma√Īana dando vueltas por la ciudad. Llega a Casa de Am√©rica bajo una gorra verde pistacho y con una ri√Īonera en la cintura, y llega a la carrera, de hacerse junto a su mujer unos an√°lisis de sangre -el m√©dico, un amigo, tomaba vacaciones y solo pod√≠a atenderlos ayer a primera hora-. Viene de Oviedo, donde el jueves se fall√≥ el premio Princesa de Asturias de las Letras a Fred Vargas, en el que ha participado como jurado y que a √©l le fue otorgado -"para colmo y exageraci√≥n", dice- en 2015.

"Con Asturias tengo una relaci√≥n muy especial", recuerda el escritor cubano, nacido en La Habana en 1955. "Fue el primer lugar de Espa√Īa que me recibi√≥, en la primera Semana Negra de Gij√≥n, en 1988". Se pregunta Padura por la importancia de ese evento, la Semana Negra de Gij√≥n, y se muestra convencido de que en alg√ļn momento habr√° que hacer una valoraci√≥n "de lo que ha significado". En ese 1988 que la visit√≥ por primera vez acudi√≥ como periodista, antes de escribir ninguna de las novelas del detective Mario Conde que le dar√≠an nombre internacional. Y recuerda que all√≠ conoci√≥ a V√°zquez Montalb√°n, a Andreu Mart√≠n, a Gonz√°lez Ledesma, a Paco Ignacio Taibo... Habla del gremio y sonr√≠e. Hay quien dice que, dentro de los escritores, los que mejor se llevan (¬Ņlos √ļnicos?) son los que frecuentan el g√©nero negro. "Los escritores policiacos somos muchos pero a la vez somos pocos, y se crean relaciones de amistad", explica, y cuenta c√≥mo en Gij√≥n tuvo su primer encuentro con V√°zquez Montalb√°n, del que terminar√≠a siendo anfitri√≥n en Cuba cuando el barcelon√©s escribi√≥ Y dios entr√≥ en La Habana.

"Pero sí", dice, "el mundo literario es un mundo absolutamente competitivo. Y es absurdo competir en el mundo literario. Barça y Madrid se entiende que compitan, porque solo gana uno. Pero en literatura cada uno tiene el espacio que merece. Hay, sí, espacios inmerecidos, y ausencias inmerecidas también. Pero cada uno tiene lo que logra alcanzar". Habla con pasión de novela negra y deja claro que, tras citar a Hammett, a Chandler, a Himes, o a Simenon, para él, "a partir de la mitad de los 80 hasta hoy es el momento más alto del género".

En los √ļltimos cinco a√Īos, tres de los escritores que han ganado el Princesa de Asturias escriben novela negra. El irland√©s John Banville, la francesa Fred Vargas y Padura. Esto, para el cubano, "certifica la vitalidad y el respeto del g√©nero". "La novela negra son variaciones sobre cinco o seis temas: muerte, violencia, corrupci√≥n, miedo... vistas desde el lado oscuro, de la criminalidad. Sobre esas variaciones se pueden tocar muchos temas", resume, y se√Īala a Montalb√°n como el gran cronista de la Espa√Īa de finales del siglo XX, a Mankell como historiador de la decadencia del milagro sueco, o a M√°rkaris como testigo de la crisis griega.

¬ŅTiene el premio Princesa de Asturias m√°s peso un a√Īo en que no se entregar√° Nobel de Literatura? "¬°No s√© si decirte cosas que se conversaron all√≠! [r√≠e] Pero s√≠, ese tema se mencion√≥. Yo creo que el Premio Nobel, con independencia de los problemas internos de la Academia Sueca, necesita una revisi√≥n. Trataron de romper con los esquemas y creo que fue un intento fallido", explica. "A Bob Dylan le dar√≠a el premio Nobel de M√ļsica. Pero muri√≥ Philip Roth y no tuvo el Nobel. Va a morir Kundera y no lo tuvo tampoco. Y antes, por mencionar dos ejemplos en lengua castellana indiscutibles, no lo tuvieron ni Borges ni Carpentier".

A finales de 2017 termin√≥ la novela que public√≥ a principios de a√Īo, La transparencia del tiempo, de la serie de Mario Conde. ¬ŅEn qu√© anda ahora? "Necesito un tiempo. Y espacio mental", se justifica. No solo por el agotamiento que supone escribir, sino porque es un firme defensor de la teor√≠a de que si uno escribe una novela justo despu√©s de acabar otra, al final sigues escribiendo la misma. Pero s√≠, hay algo en mente, algo que est√° "pensando, sin escribir nada a√ļn, solo investigando. Una novela que tiene que ver con la di√°spora cubana, una historia de personajes entrelazados". Se refiere a la di√°spora de su generaci√≥n, no la di√°spora hist√≥rica de los primeros a√Īos de la revoluci√≥n. "Me interesa por el trauma que fue para los m√≠os. Y porque creo que la novela cubana sobre el emigrante contempor√°neo no me ha satisfecho. La visi√≥n del cubano de Miami ha sido muy plana. Habr√≠a que tratar de entender un poquito m√°s qu√© ha pasado".

¬ŅY qu√© piensa sobre Cuba, sobre el nombramiento de Miguel D√≠az-Canel? "El hecho de que haya habido un cambio de figuras en la presidencia todav√≠a no ha significado nada en cuanto a estilo o pol√≠tica", se√Īala. "Me imagino que en unos meses habr√° alguna se√Īal, porque hay varias deudas que est√°n pendientes, sobre todo en econom√≠a. Hablamos de un pa√≠s que lleva 28 a√Īos en crisis", dice antes de se√Īalar que la de ahora en Cuba es una generaci√≥n menos rom√°ntica, y m√°s esc√©ptica. "Y hay otro fen√≥meno del que hablar√© en la novela, que es que muchos de los m√°s capaces se han ido. Un desangramiento de talento". "El Gobierno necesita revisar cambios profundos, y no s√© si tendr√°n una varita m√°gica para resolver tantas cosas", termina, y se encoge de hombros. Qui√©n sabe. Quiz√° el cambio en Cuba empiece por el reguet√≥n.

 

Comentar
Imprimir
Enviar Articulo

Comentarios sobre el artículo
El contenido de los comentarios es de entera responsabilidad de los usuarios y no reflejan necesariamente la linea editorial de la revista Datos.
Nombre
E-mail
Comentario
Copie el código de seguridad:
 »» 
SUSCRÍBASE AHORA
Ingreso Suscritos
Lo más leido en:
Cultura
Artículos Relacionados:
Cine & Televisión
Fotos