Estados Unidos: 驴una nueva ola proteccionista?
Por: Martin Khor - Red Tercer Mundo
Marzo 2015

Dos proyectos de ley presentados en el Congreso de Estados Unidos para impedir la "manipulaci贸n monetaria" podr铆an desembocar en un nuevo tipo de medidas comerciales que en el corto plazo arruinen el Acuerdo de Asociaci贸n Transpac铆fico (TPP) y en el largo plazo causen estragos en el sistema mundial de comercio.

Los impulsores de los proyectos de ley, los senadores Sherrod Brown y Jeff Sessions y los diputados Sandy Levin y Mo Brooks, aseguran que cuentan con apoyo mayoritario de republicanos y dem贸cratas en ambas c谩maras.

Algunos gobiernos manipulan sus monedas para mantenerlas artificialmente bajas, a fin de reducir los precios de sus exportaciones y as铆 mejorar su posici贸n exportadora en el mercado mundial, alegan. A su vez, las importaciones de esos pa铆ses tambi茅n se encarecen, desalentando los productos extranjeros. Como consecuencia de estas maniobras Estados Unidos habr铆a perdido cinco millones de puestos de trabajo en la 煤ltima d茅cada.

El objetivo principal de los proyectos de ley es China, aunque tambi茅n se menciona a otros pa铆ses del TPP, como Jap贸n, Corea del Sur, Malasia y Singapur.

En un art铆culo de opini贸n publicado en el peri贸dico聽The Hill, Brown, Sessions, Levin y Brooks sostienen que el alto d茅ficit comercial de Estados Unidos con China se debe a la devaluaci贸n del yuan frente al d贸lar, lo que coloca a las empresas estadounidenses en seria desventaja y les dificulta competir con las empresas chinas.

Las acciones comerciales propuestas incluyen tratar la manipulaci贸n de la moneda como subvenciones estatales ilegales o聽dumping de productos (las empresas estadounidenses que afirmen ser afectadas por pa铆ses que manipulan sus monedas pueden solicitarle al gobierno estadounidense que imponga derechos compensatorios para contrarrestar el impacto de la manipulaci贸n de la moneda en la industria norteamericana); e introducir disposiciones en los acuerdos comerciales, comenzando por el TPP, que disuadan a los socios comerciales de Estados Unidos a manipular su moneda.

Las cuestiones pendientes del TPP deber铆an abordarse en una reuni贸n ministerial prevista para marzo. Pero muchos pa铆ses son reacios a concluir las negociaciones si el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, no obtiene la "autoridad de v铆a r谩pida" (fast track) a trav茅s de una ley de Autoridad de Promoci贸n Comercial (TPA), seg煤n la cual el Congreso puede aprobar o rechazar el acuerdo, sin hacerle modificaciones.

Los impulsores de los proyectos de ley condicionan la aprobaci贸n de la v铆a r谩pida a la adopci贸n de la legislaci贸n sobre la manipulaci贸n de la moneda y tambi茅n pretenden que el TPP contemple el castigo a los pa铆ses que incurran en estas pr谩cticas, como la suspensi贸n de los aranceles bajos preferenciales.

"Las monedas suben y bajan por numerosas razones, pero el senador estadounidense Sherrod Brown, colegas del Congreso y varios fabricantes estadounidenses acusan a China, Jap贸n, Corea del Sur, Malasia y Singapur de haber utilizado mecanismos financieros y fiscales para mantener sus monedas artificialmente bajas - y esto da a sus fabricantes una ventaja desleal y perjudica a los competidores estadounidenses", expres贸 Stephen Koff, del Northeast Ohio Media Group.

Fred Bergsten, del Instituto Peterson, quien ha asesorado a algunos de los impulsores de los proyectos de ley, menciona tres criterios para identificar a los manipuladores de monedas: excesivos activos en divisas oficiales (el equivalente de tres a seis meses de importaciones); adquisici贸n de cantidades adicionales significativas de activos en divisas oficiales, lo que implica una intervenci贸n importante durante un per铆odo reciente (por ejemplo, seis meses); y un importante super谩vit en cuenta corriente.

La legislaci贸n propuesta busca contrarrestar la manipulaci贸n monetaria utilizada como protecci贸n o promoci贸n comercial, pero parad贸jicamente puede conducir a una nueva ola de proteccionismo comercial. Sus cr铆ticos alegan que solo servir铆a intereses propios, ya que Estados Unidos podr铆a definir y decidir unilateralmente qui茅n manipula la moneda y luego utilizar medidas comerciales, como aumento de aranceles y suspensi贸n de beneficios.

Numerosos gobiernos y analistas consideran que Estados Unidos tambi茅n se ha involucrado en las guerras de divisas y puede considerarse un manipulador de moneda, ya que ha reducido el valor de su moneda a trav茅s de pol铆ticas como la flexibilizaci贸n cuantitativa y las tasas de inter茅s cercanas a cero.

Algunos congresistas han defendido la pol铆tica monetaria estadounidense aduciendo que ten铆a fines leg铆timos, pese a que uno de sus efectos es un bajo nivel de la moneda, pero otros pa铆ses pueden argumentar lo mismo, por lo que la legislaci贸n propuesta, si se aprobara, podr铆a desencadenar medidas de protecci贸n comercial y represalias.

Tambi茅n podr铆a verse afectado el TPP, que ya contiene componentes impopulares y pol茅micos, como el sistema de controversias entre inversionista y Estado, normas de propiedad intelectual muy estrictas, la apertura de la contrataci贸n p煤blica y limitaciones a empresas de propiedad estatal.

Si el Congreso de Estados Unidos convence al gobierno de castigar la manipulaci贸n de la moneda como un componente m谩s del TPP, 茅sta podr铆a ser la gota que derrame el vaso.

Martin Khor es director ejecutivo del Centro del Sur.

Comentar
Imprimir
Enviar Articulo

Comentarios sobre el artículo
El contenido de los comentarios es de entera responsabilidad de los usuarios y no reflejan necesariamente la linea editorial de la revista Datos.
Nombre
E-mail
Comentario
Copie el código de seguridad:
 »» 
SUSCRÍBASE AHORA
Ingreso Suscritos
Lo más leido en:
Econom铆a & Finanzas
Artículos Relacionados:
Inversiones
Negocios