Obama presenta su plan contra el cambio climático
Junio 2013
Fotografia: AFP

Inversión en energía limpia, menor contaminación de los vehículos y captura de emisiones de las centrales térmicas, algunos de los puntos del programa

ABC.- «Como presidente, como padre y como americano, estoy aquí para decir: tenemos que actuar». Barack Obama presentó así este martes su plan para combatir el cambio climático. Con su presidencia atascada en varios otros asuntos, Obama quiso al menos impulsar su agenda en este campo. Para ello reunió algunas iniciativas ya anunciadas en su primer mandato y propuso nuevas metas, en un plan que en principio no requeriría la aprobación del Congreso, que ya anteriormente ha cuestionado propuestas medioambientales de Obama.

El presidente estadounidense soslayó el punto más polémico: el controvertido proyecto privado de un gran oleoducto, conocido como Keystone XL, desde Canadá hasta Texas, sobre cuya aprobación la Administración ha retrasado cualquier decisión. Obama indicó que para dar luz verde al proyecto primero debería garantizarse que no contribuye a aumentar los niveles de dióxido de carbono. El plan de Obama se compone de tres partes: reducir las emisiones contaminantes, preparar Estados Unidos para el impacto del cambio climático y liderar los esfuerzos internacionales sobre la materia.

En cuanto a la reducción de gases contaminantes, Obama mantiene el compromiso expresado en 2009, a su llegada a la Casa Blanca, de haber reducido para 2020 un 17% el nivel de emisión gases de efecto invernadero de 2005. Estados Unidos espera alcanzar esta meta con la batería de medidas anunciada por Obama en su discurso, retomando iniciativas ya anunciadas y avanzando otras nuevas. Así, existe el propósito de acelerar la producción de energías renovables. La Administración promoverá la generación de 10 gigawatios de energía limpia en suelo público para 2020, que se añadirá a la misma cantidad ya puesta en marcha los últimos años. Parte de ese esfuerzo lo debe realizar el Pentágono, que es el mayor consumidor energético de Estados Unidos.

En la promoción de energía limpia -investigación, desarrollo e implementación-, la Administración piensa invertir el próximo año 7.900 millones de dólares, lo que supone un incremento del 30%. Aparte de esto, se concederán créditos de 8.000 millones de dólares para proyectos de energía fósil avanzada, como los destinados a capturar y almacenar emisiones de dióxido de carbono de las plantas que queman carbón y gas natural. Entre otras metas específicas que deben concretarse, Obama anunció la inmediata consideración de los requisitos de consumo energético de los vehículos para el periodo 2014-2018, dentro del objetivo ya establecido de una eficiencia energética de 87,7 kilómetros por galón (3,7 litros) de combustible. También se han puesto un calendario para que la Agencia de Protección Medioambiental fije las normas de emisiones contaminantes para plantas de producción energética ya existes y para las nuevas que vayan a crearse.

De los otros dos capítulos del plan presentado por Obama, el menos concreto es el referido a la cooperación internacional, que en todo caso reserva 7.000 millones de dólares para ayudas a países en vías de desarrollo, aunque no está claro qué parte de ese dinero son fondos ya comprometidos.

La tercera pata del plan, la preparación del país para los efectos del cambio climático, en realidad es un cajón de sastre de proyectos básicamente de infraestructuras, como la construcción de puentes, la mejora de vías de comunicación y la adecuación de zonas propensas a inundaciones.

 

Comentar
Imprimir
Enviar Articulo

Comentarios sobre el artículo
El contenido de los comentarios es de entera responsabilidad de los usuarios y no reflejan necesariamente la linea editorial de la revista Datos.
Nombre
E-mail
Comentario
Copie el código de seguridad:
 »» 
SUSCRÍBASE AHORA
Ingreso Suscritos
Lo más leido en:
Mundo
Artículos Relacionados:
Crimen & Drogas
Medio Ambiente