La Paz y la guerra de Santiago
Edición "Dat0s 192"
Por: Carlos Rodriguez San Martín
Agosto 2016

La sorpresiva visita de autoridades bolivianas a los puertos  de Arica y Antofagasta, al más alto nivel, acompañados de al menos 50 periodistas, difiere de la diplomacia y del terreno de la comunicación que se había ganado el Gobierno del presidente Morales en los tribunales de La Haya. Es un espacio reservado a la acción como lo habíamos señalado en la anterior edición de dat0s; es decir, en los hechos, la visión orientadora del Gobierno en el tema de la demanda contra Chile por el mar, en esta segunda fase, es la acción no tanto la comunicación.

El canciller David Choquehuanca dio un salto impensado en esta ofensiva, un terreno en el que no es un experto. La Moneda reaccionó siguiendo la composición de un relato descontrolado que reúne elementos de ajusticiamiento en otra línea: la reacción. No es lo que se esperaba de la diplomacia chilena, mimetizada en la más severa descomposición argumentativa; y la desnuda en una faceta desconocida. El ataque de los cuadros encargados de dar respuesta a la ofensiva boliviana es desmesurado. La Moneda revocó el convenio de visas diplomáticas con Bolivia. "En adelante todos los funcionarios diplomáticos y funcionarios del Gobierno bolivianos requerirán de una visa estampada en su pasaporte para poder entrar a nuestro país", sostuvo el canciller Heraldo Muñoz.

Comentar
Imprimir
Enviar Articulo

Comentarios sobre el artículo
El contenido de los comentarios es de entera responsabilidad de los usuarios y no reflejan necesariamente la linea editorial de la revista Datos.
Nombre
E-mail
Comentario
Copie el código de seguridad:
 »» 
SUSCRÍBASE AHORA
Ingreso Suscritos
Lo más leido en:
Política
Artículos Relacionados:
Especiales
Personajes
Gobierno