Tillerson reconoce que EE UU es el mayor consumidor de drogas ilícitas
Por: El País Miércoles, Febrero 07, 2018-Hrs.
Infobae

En la capital de uno de los tres países que más cocaína produce en Sudamérica, el secretario de Estado de los Estados Unidos, Rex Tillerson, ha afirmado este lunes que su país "tiene que reconocer" que es "el mayor consumidor de drogas ilícitas". Por ello, ha añadido, "tenemos que empezar a trabajar en ese problema". El jefe de la diplomacia estadounidense ha indicado, en una rueda de prensa con la canciller peruana, Cayetana Aljovín, que el presidente Donald Trump ya ha admitido dicha situación y que, por ello, ha planteado una iniciativa financiada con 1.000 millones de dólares "para la reducción de la demanda de drogas".

Tillerson se refirió en Lima al narcotráfico ante la pregunta de una periodista estadounidense, quien recordó que, mientras él visitaba México, Trump había criticado a Perú y a otros países de la región por el fracaso en la lucha antidrogas, pese a que EE UU había enviado millones de dólares de ayuda. La ministra de Exteriores peruana añadió que el narcotráfico "obviamente marca" la agenda bilateral con EE UU. "El secretario [Tillerson] ha reconocido que el narco se une con el terrorismo y viceversa, y hemos coincidido en la necesidad de seguir trabajando para que este flagelo deje de ser uno de los que más daña nuestra región".

Según un informe de la Oficina de Naciones Unidas para la Droga y el Delito, en 2016 Perú cultivó 43.900 hectáreas de hoja de coca, un 9% más que el año anterior; y el precio del kilo de pasta básica de cocaína se incrementó en 14%, es decir, cerró 2016 en 847 dólares. El valle de los ríos Apurímac, Ene y Mantaro, en la zona sur-central del país andino, es el de mayor rendimiento por hectárea cultivada.

El secretario de Estado, de gira por Latinoamérica, ha reafirmado que EE UU "respeta" las decisiones que tome Perú al hacer las invitaciones para la Cumbre de las Américas de Lima, en referencia a la eventual asistencia del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro. "Creo que lo importante es que se ha establecido un buen temario por parte del país anfitrión para hablar sobre temas que afectan a toda la región, porque todos quieren ver avances, y espero que no haya distracción". El Gobierno estadounidense, ha subrayado, "aún no ha tomado una decisión" sobre si el presidente Trump asistirá a la cita continental, que centrará sus debates en la lucha contra la corrupción. "Es una ocasión espectacular para unir a todos los países. De esta cumbre tienen que salir no declaraciones sino medidas concretas de lucha anticorrupción en beneficio de toda la región".

Liderazgo de Perú en Venezuela

Como ya hizo en México, Tillerson ha subrayado en Perú la preocupación de la Casa Blanca "por la situación política en Venezuela" y ha asegurado que los Gobiernos del continente americano "agradecen los esfuerzos de Perú" en este tema, "sobre todo del Grupo de Lima para volver a la reconciliación". De su reunión con Aljovín, añadió que dialogaron sobre qué más podían hacer Perú y EE UU para "asegurar que la población de Venezuela tenga derecho a que su voz sea escuchada, y para aliviar su sufrimiento".

Cada día, en Lima y en las principales ciudades de Perú, cientos de venezolanos suben a los buses a explicar cómo la inflación castiga en su país y cómo cada semana pierden capacidad adquisitiva, mientras venden chocolates o caramelos de menta. Los llegados hasta el 31 de julio del año pasado, tenían derecho a un trámite rápido para obtener un permiso temporal de permanencia con el que pueden trabajar, recibir atención médica, entre otros beneficios. Según la Superintendencia de Migraciones de Perú, en 2017 más de 21.000 venezolanos obtuvieron dicho documento.

Este martes por la mañana, el diplomático estadounidense se reunirá con el presidente Pedro Pablo Kuczynski, en su momento de mayor fragilidad política.