Brasil y EEUU apoyaran demanda marítima de Bolivia

El encargado de Estados Unidos Larry Memmott y el embajador de Brasil Marcel Biato, afirmaron el viernes que apoyarán la campaña internacional que impulsa el Gobierno, para revisar el tratado de 1904 con Chile, en busca de conseguir una salida soberana al Océano Pacífico.

El embajador de Brasil dijo que si bien este es un tema que corresponde a Bolivia y Chile, también es un tema que interesa a toda la región y su país, por lo que su país estará atento y seguirá las acciones que lleve adelante la administración de Evo Morales.

"Esto está enmarcado en una serie de compromisos sobre todo en el ámbito de la OEA, la cumbre de Cochabamba creo que lo ha manifestado con bastante claridad, es un tema que interesa a toda la región y es un tema que los países están manejando. Nosotros como todos los países vecinos interesados brindaremos el apoyo en la medida que hay interés de las partes, pero por supuesto el presidente nos pidió atención y seguimiento y esto estaremos haciendo", manifestó Biato desde palacio Quemado.

En la misma línea, el representante de EEUU en Bolivia dijo que su país está dispuesto a colaborar con el Gobierno de Morales en los que sea necesario. En la oportunidad resaltó la colaboración a través de programas de desarrollo que a su criterio se ejecutan muy bien.

"Nosotros siempre estamos dispuesto de hablar con el Gobierno sobre lo que ellos quieran hacer en colaboración con Estados Unidos, estamos muy contentos con los programas que tenemos ahora, por ejemplo el programa tripartito con Brasil Bolivia y Estados Unidos y estamos siempre buscando posibilidades para ampliar esos programas, para trabajar juntos", señaló el diplomático.

El mandatario recibió en Palacio de Gobierno el saludo protocolar del cuerpo diplomático en el país, en la oportunidad les pidió acompañar a su Gobierno en la campaña internacional que ejecutará a lo largo de este año, en diferentes escenarios de América Latina y el mundo, en demanda de la revisión del Tratado de 1904 con Chile para acceder a una salida soberana a las costas del Océano Pacífico tras 130 años de enclaustramiento marítimo.

 

Fuente Los tiempos